Blogia
SOLLOÍNA

Voluntad capitalista, según Caldera

"O se trabaja más tiempo o el sistema no hay quien lo sostenga". Jesús Caldera, hoy, en El País.
La socialdemocracia frente al espejo de sus ilusiones. Hubo un tiempo -no negadlo, he leído a muchos de vosotros- en que nos prometíais un futuro de ocio plácido y compartido. Las máquinas -¿o los inmigrantes, y lo callábais?- harían gran parte del trabajo. La producción no requeriría el esfuerzo industrial del pasado reciente. Generalizaríamos la jornada laboral de 35 horas, hasta la jubilación, que viene de júbilo, como bien le gusta decir al ex González.
Ahora llega Caldera, ministro socialista de Trabajo, y manda parar: nos advierte de que las pensiones pueden peligrar si no trabajamos más. Adiós al viejo sueño del tiempo libre, del trabajo liviano y no esclavista ni alienante, que se decía entonces. Si se sigue el rastro de la respuesta completa, se ve el titubeo de la angustia en las pausas, la sonrojante certeza de que hubo un tiempo en que no fue así. Musita la autoridad palabras huecas para golpear, como en el mejor cuento breve, en la última frase. Sigamos el rastro al estilo Arcadi.

El Gobierno ya ha hecho una propuesta que está siendo discutida por los agentes sociales [sobre las pensiones]. Parte de la necesidad de mejorar las pensiones más bajas y estimular la presencia de la gente en el trabajo. [Quiere decir: convencer a la gente para que trabaje y produzca; con la sola presencia no es bastante, pero el ministro rodea la idea para vaciarla de contenido]. Estimular no obligar, quiero que quede muy claro [Está clarísimo, como la mala conciencia que asoma]. Si alguien se queda en el puesto de trabajo, cada año que pase mejorará un 2% su pensión. [Voilá, el estímulo: económico, capitalista, dinero para un futuro incierto por trabajar más allá de los 65 años a cambio del júbilo. ¿No era al revés?: menos sueldo y más tiempo]. En cualquier caso, debe pasar por el Pacto de Toledo. Lo que hay que hacer es que la gente reciba en función de lo que cotiza. [¿O a cada cual según sus necesidades?, según la vieja retórica]. Nuestras medidas van orientadas a eso, a ampliar voluntariamente el tiempo de trabajo, no vamos a plantear subir la edad oficial de jubilación, y a ir exigiendo a determinados sectores que cotizan poco a que coticen con mejores bases y más tiempo, como ocurre con los autónomos. [La voluntad de los que cotizan poco, los que ganan poco o los que directamente están sumergidos; esos, que trabajen más sin quiere una vejez digna, sin obligarlos, que quede muy claro]. Seríamos unos irresponsables si no hiciésemos esa propuesta porque dentro de 15 años habrá envejecido la población. O se trabaja más tiempo o el sistema no hay quien lo sostenga. [La voluntad torcida por el cataclismo. ¿Era Caldera o Rodrigo Rato?].

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Al-Duende -

Una vergüenza, Manuel, una vergüenza. Declaraciones tan \"socialistas\" como estas nos recuerdan por qué no se puede hundir IU. No es que el pobre Gaspi este menos perdido, pero al menos no nos derrapa en la primera curva.

Cuánto desbarre y qué poca imaginación. La sección económica pepera debe estar aplaudiendo con las orejas. Como en los 80. Hemos vuelto, Reagan.

jesúsb -

asumamos nuestra responsabilidad: yo ya trabajo menos de las 35 semanales y pienso jubilarme a los cincuenta y pocos. Faltaría más!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres