Blogia
SOLLOÍNA

Hermosa extravagancia

Aún el periódico del día caliente en la bolsa. Desconozco la última desgracia, la última batalla propagandística, el último escozor de la actualidad. Vuelvo a pensar en ellos: Carlos y Camila, al fin. 35 años de amor que triunfa a pesar de todo. Con su delicada sordidez, con su artificiosa sofisticación. Pero bajo palio institucional, lástima. Hubiese sido más conmovedor una adbicación. Ahora lo que trasciende es lo demás. Esa extravagancia de la monarquía y la religión, en la que un espermatozoide u óvulo real llega a ser, por eso mismo, jefe de una Iglesia, aún casándose por lo civil. Y a pesar, es hermoso, por ellos sobre todo, que son tan feos, los pobres (o mejor, los ricos).
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres